ISABEL CUEVAS: LA PRIMER MUJER ACOPIADORA DE RUFINO

Historia 19 de noviembre de 2021 Por Marta Gai
WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.17.11

Lic. Marta Gai


Entrevistamos a la Señora Isabel Cuevas

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.17.11

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.17.11 (1)

Foto: SEÑORA ISABEL CUEVAS

Por estar su inicio laboral ligado a la siguiente firma GRANAR S.A. COMERCIAL Y FINANCIERA, consignataria de cereales, haciendas y frutos del país.

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.26.59

Foto: PROPAGANDA DE GRANAR SA. DIARIO NOTICIAS 1953

El paso de Isabel, trabajando en la misma, nos permite que hoy sea históricamente la primera mujer de Rufino, dedicada a la tarea del trabajo de cereales y hacienda mediante la función de "consignatario", que consistió en recibir de los acopios de la zona, la cosecha producida, incluso su expresión destacada fue:

"… El acopio es el que siempre está con el productor, cuando lo necesita…"

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.40.07

Lo primero que nos relata  fue que nació en la localidad de América, prov. De Buenos Aires, su padre era español, de la zona de Nueva España, viene como se decía "a América", para alejarse de la Guerra Civil Española, por entonces apenas tenías aproximadamente 18 años, había nacido un 27 de junio de 1905, y se declara al momento de casarse como jornalero.

Se casa el 24 de septiembre de 1932 a los 27 años con María Luisa Lorenzo, argentina, hija de españoles, nacida en Quemú Quemú, (Pampa Central) el 5 de junio de 1915, dedicada a los quehaceres domésticos, fue casi natural que un inmigrante  se casara con una nativa, pero descendiente de esa nacionalidad, formaron una bella familia, ampliada con cinco hijos, tres varones y dos mujeres, Isabel fue la menor.

Luego la familia se traslada a La Cesira, donde comienza a trabajar su papá en una "fábrica de RIVER", procesadora de leche y fabricante de manteca y queso, allí se desempeña como encargado de la misma.

Isabel al finalizar la escuela primaria en La Cesira, se traslada a Rufino para continuar sus estudios, y se aloja en la casa de la familia del Maestro Farías, a los que recuerda con mucho afecto, luego será su padrino de boda.
Es destacable que Isabel fue una MUJER VANGUARDISTA, cuando el ser MUJER, ESTABA CONDICIONADO A CASARSE Y DEDICARSE AL HOGAR Y CRIANZA DE LOS HIJOS, la vida le impone un fuerte dolor, fallece inesperadamente su padre, y en su amplitud de pensamiento con 16 años, asume que ese no será su destino, abandona sus estudios y procede a buscar trabajo. No era común por entonces con 16 años y mujer comenzar a buscar ese trabajo, que ayudará a la familia. 

Puerta a puerta inicia la búsqueda y un amigo suyo, el señor Monardez, trabajaba por entonces en GRANAR SA, le indica que él deja el trabajo, y la invita a dejar sus datos en GRANAR (hoy curriculum), al frente del mismo se encontraba el señor CARLOS BOERO, es noviembre de 1958, tomo sus datos, y al mes y medio, próximo al momento de las fiestas, recibe como regalo de Navidad la noticia que es aprobado "su pedido", e ingresa a trabajar, mejor dicho dice a "aprender a trabajar", tanto en el área contable, comercialización de cereales, manejo de guías, la compra de hacienda para enviar al mercado de Liniers y demás actividades que hacían al tipo de negocio.

La zona de acopio era muy amplia, por las mañanas su tarea era hacer los trámites bancarios, gestionaba trámites, créditos, pagos y cobros. Recuerda al Señor Boero como el guía y maestro de vida, así expresa que al día de hoy nunca deja de llevar una flor a su tumba, y laboralmente considera que fueron los años que marcan su destino del trabajo con el cereal y el acopio, no era para nada común una mujer en este mapa laboral por entonces. Así fueron sus palabras:

". . . Por Granar es que yo seguí la línea del acopio y el campo, … Si no, no sé que hubiera hecho…"

A la par nos muestra con orgullo como al día de hoy sigue recibiendo en su teléfono el movimiento de los mercados enviados por GRANAR.

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.40.07 (1)

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.40.07 (1)

Foto: El informe de Granar SA. (celular)

Seguidamente, nos muestra entre sus recuerdos este collar que le entregaron en reconocimiento a su tarea por parte de GRANAR SA:

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.42.13

Foto: Collar que recibe de regalo por su trayectoria laboral

También  muestra esta pala para juntar las muestras, que se guardaban en bolsas de cartón y se sellaban con lacre.

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.45.04

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.45.04 (1)

FOTOS: Pala donde ingresaba la muestra de cereal

Y esta maravilla de calador para camión, que con orgullo también lo recibe de Granar:

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.47.43 (1)

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.47.43 (2)

WhatsApp Image 2021-11-19 at 10.47.43

Foto: Calador para calar camiones y sacar  la muestra

Al preguntarle por otros recuerdos, destaca la amabilidad de la gente, lo difícil que eran las comunicaciones, con otros acopios de pueblos vecinos, que luego vendían a Granar para exportar, como por ejemplo Blaquier, Ameghino, Lincoln, Amenabar, Pueblo Italiano, Canals y otros. Precisamente recuerda al Sr, Budelli de Amenabar, como gran cliente que todos los días llegaba a Rufino a tomar un café e intercambiar la información comercial.
Nos describe a GRANAR, como una gran empresa exportadora,  que al día de hoy ha realizado un acuerdo con AGRIPAY, y su CEO, siguiendo lo expresado por Isabel dice:

"… su alianza con Granar SA. es la posibilidad de que todos los productores del país . . . Puedan hacer en los principales acopios del país, comprar o canjear su producción, con una destacada reputación de años en el marcado granarío…"

Por entonces con comunicaciones más complejas, menos caminos asfaltados  se recibía la cosecha de los acopios de la zona, y en forma directa de grandes estancias. A la par se compraba hacienda para enviar al mercado de Liniers.

Con los años Isabel, retomo sus estudios secundarios, ya plantada como una mujer de negocios, culmina esa etapa que había quedado pendiente, se casa, tiene dos hijos, pero eso no impidió seguir  con su trabajo, es UNA ENAMORADA DE SU TRABAJO Y RECUERDA LOS AÑOS QUE TRABAJO EN GRANAR, COMO LOS MÁS HERMOSOS, se mezcló juventud, desafió y aprendizaje, por eso hoy debemos destacar a ISABEL CUEVAS, EN ESTA ERA DE LA MUJER, COMO LA PRIMERA MUJER ACOPIADORA DE RUFINO, precisamente hasta cuenta como calaba los camiones en época de cosecha,  en horas muy temprano, para que los camiones llegaran a puerto lo antes posible.

ISABEL GRACIAS, Y ME ATREVO A DECIRTE QUE SOS EJEMPLO PARA LAS MUJERES DE HOY.
ASÍ TE BRINDAMOS NUESTRO RECONOCIMIENTO.

Fue hermoso conversar una tarde contigo, y mostrar tu grandeza.
Hermosas fueron sus palabras de saludo:

"Me encanto conversar sobre mi vida, para muchísimos soy anónima, siempre con perfil muy bajo, sin embargo, en todo esto que he vivido y conocido he sido feliz. Gracias Marta. Por algo somos librianas".

Un abrazo muy grande para vos. Y gracias.

Te puede interesar

Newsletter

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email

Te puede interesar